EEUU cierra definitivamente su oficina de Ciudadanía e Inmigración en Cuba

"La oficina de campo de USCIS en Ciudad de México asumirá la jurisdicción de la Oficina de Campo de La Habana sobre asuntos de inmigración de los EEUU para las personas que se encuentran en Cuba", señala un comunicado

Vista exterior de la embajada de EEUU en La Habana.

Vista exterior de la embajada de EEUU en La Habana.

DIARIO DE CUBA - El Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés) anunció este lunes en su sitio web el cierre permanente de su oficina en Cuba, que se ubicaba en la embajada estadounidense de La Habana.

De acuerdo con un reporte de Diario de Cuba, será la oficina de USCIS en la Ciudad de México la que ofrecerá servicios a los cubanos, un movimiento que ya se había hecho efectivo desde diciembre de 2017, pero que ahora adquiere carácter oficial.

"La oficina de campo de USCIS en Ciudad de México asumirá la jurisdicción de la Oficina de Campo de La Habana sobre asuntos de inmigración de los Estados Unidos para las personas que se encuentran en Cuba", señaló el comunicado emitido este lunes.

Asimismo, USCIS explicó que los representantes del Departamento de Estado de la Embajada en La Habana asumirán la responsabilidad de ciertos servicios que antes manejaba la oficina.

El comunicado emitido por USCIS también explica a las personas que viven o residen en Cuba los pasos a seguir para continuar accediendo a determinados servicios.

Respecto al Programa Cubano de Parole de Reunificación Familiar, USCIS explicó que en el Departamento de Estado se "están determinando los arreglos para procesar las solicitudes", sin aportar otro detalle al respecto.

La medida del cierre permanente de la Oficina del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de la Embajada en La Habana ratifica la voluntad de Washington de no normalizar el vínculo consular con el régimen cubano hasta tanto no se esclarezca el origen de los ataques perpetrados contra la salud de miembros del personal diplomático estadounidense en la capital de la Isla.

Además de retirar a gran parte de su personal en La Habana en octubre de 2017, el Departamento de Estado ordenó la expulsión de 15 funcionarios de la Embajada cubana en Washington, una decisión que ha aumentado las tensiones con el Gobierno cubano, que niega toda relación con los incidentes.


Articulo publicado originalmente por DIARIO DE CUBA